El informe de marzo del Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) proyecta una leve reducción para la producción nacional de soja correspondiente a la campaña 2020/21. Sin embargo, la merma está lejos de la realidad que los mismos productores locales estiman, luego de una fuerte sequía al comienzo de la zafra y lluvias en exceso en periodo de cosecha en algunas regiones productivas del país.

 

El último reporte del USDA sobre la producción agrícola mundial indica algunas variaciones positivas y negativas en la superficie cultivada, el rendimiento y la producción de soja paraguaya.

 

Según el organismo internacional, la producción de la oleaginosa nacional para la campaña 2020/21 se proyectó en 10,2 millones de toneladas, una retracción del 0,49 %, en comparación con los 10,25 millones de toneladas estimados en el informe de febrero, pero un aumento del 3 %, si se tienen en cuenta los 9,9 millones de toneladas correspondientes a la zafra 2019/20.

 

Sin embargo, en el programa Nación Productiva, una producción periodística de Productiva C&M emitida en canal PRO, los domingos a las 20:00 en vivo y en directo, el vicepresidente de la Asociación de Productores de Soja, Cereales y Oleaginosas (APS), Karsten Friedrichsen, proyectó la cosecha de soja paraguaya en 8,5 millones de toneladas –en el mejor de los casos-, considerando las condiciones climáticas adversas que debieron superar los agricultores en la presente campaña agrícola. En caso de consumarse esta proyección local, el quiebre de la producción de soja sería de 1,7 millones de toneladas menos, que significaría 16,6 % de descenso de la producción en relación con las proyecciones del USDA.

 

Las proyecciones de marzo del USDA indican una producción mundial de soja que llegaría a 361,82 millones de toneladas, un incremento del 0,21 % respecto al reporte anterior (361,08 millones de toneladas) y 7 %, con relación a la cifra proyectada en la campaña 2019/20 (339 millones de toneladas).

 

Según el USDA, Paraguay se ubicaría como el tercer país de Sudamérica con un mayor nivel de producción de la oleaginosa. De acuerdo con los registros, las posiciones se encuentran de la siguiente manera: Brasil (134 millones de toneladas), Argentina (47,5 millones de toneladas), Paraguay (10,2 millones de toneladas), Bolivia (2,8 millones de toneladas) y Uruguay (2.2 millones de toneladas).

 

En lo que respecta al área cultivada de soja, el organismo internacional proyectó 3,65 millones de hectáreas, una cifra estimada que se mantuvo sin cambios respecto a febrero de 2021. No obstante, este dato es superior a la superficie de siembra de soja que fue proyectada en la campaña 2019/20 (3,54 millones de hectáreas) y 2018/19 (3,57 millones de hectáreas).

 

El rendimiento de soja estimado a marzo por el USDA en Paraguay es de 2790 kg por hectárea, una disminución, considerando que en el informe del mes anterior se estimó 2810 kg/ha y para la campaña 2019/20 la cifra fue de 2800 kg por hectárea.

 

Por último, el informe estima exportaciones de 6,5 millones de toneladas de soja para la campaña 2020/21, en tanto que en febrero se había estimado que los envíos llegarían a 6,3 millones de toneladas. Sin embargo, con las proyecciones locales, el excedente exportable apenas alcanzaría los 4,8 millones de toneladas.