Hasta octubre el nivel de procesamiento de oleaginosas tuvo un buen desempeño, pues se alcanzaron 2 910 538 toneladas, pero a pesar de eso sigue siendo la cifra más baja registrada a esta altura del año desde el 2013, según datos de la Cámara Paraguaya de Procesadores y Exportadores de Oleaginosas y Cereales (Cappro).

 

De acuerdo con la Cappro, a octubre el procesamiento de oleaginosas alcanzó 2 910 538 toneladas, una cifra positiva, pero que se mantiene como el registro más bajo alcanzado a esta altura del año desde el 2013.

 

El valor registrado (2 910 538 toneladas) representa una disminución de 180 000 toneladas, en comparación con el acumulado hasta el décimo mes y una variación negativa de 9 %, con relación al promedio de 2017 y 2019, cuando se alcanzó 3 182 678 toneladas, es decir, una diferencia de 272 140.

 

El informe también señala que el buen desempeño de octubre está relacionado con las 328 281 toneladas de soja procesadas, uno de los registros más altos de los últimos años para el décimo mes del año; no obstante, que guarda relación con el comportamiento atípico de este año debido a los retrasos en el inicio de la cosecha de la oleaginosa y las adecuaciones por la pandemia de la COVID-19.

 

“Considerando lo poco que queda del año y que el mes de diciembre suele ser destinado en mayor medida a realizar los mantenimientos de rigor en las fábricas, ya resulta muy complejo esperar que se reviertan los números negativos que se han venido dando en la industria aceitera”, puntualiza el informe de la Cappro.

 

[Fuente: https://cappro.org.py/wp-content/uploads/2020/11/Bolet%C3%ADn-CAPPRO_Octubre_2020.pdf]