Con el objetivo de evaluar la respuesta del servicio técnico local ante una probable emergencia de casos de influenza aviar, el Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa) desarrollará un simulacro de influenza aviar de alta patogenicidad que abarcará a distintos puntos del país.

 

Este simulacro cuenta con el apoyo del Centro Panamericano de Fiebre Aftosa (Panaftosa – OPS/OMS) y el APHIS (Servicio Veterinario de Estados Unidos).

 

La actividad se realizará del 19 al 23 de agosto en granjas avícolas ubicadas en el departamento de Cordillera, en los distritos de Atyrá, Loma Grande, San Bernardino, Altos, Piribebuy y Caacupé. El Centro de Operaciones será la casa de retiro Marianela, ubicada en la ciudad de Atyrá.

 

Senacsa señaló que los procedimientos se ejecutarán de acuerdo con el protocolo escrito en el Manual de Contingencia de Influenza Aviar. La guía describe las operaciones basadas en la vigilancia pasiva y denuncia de gran mortandad de aves, lo que permitirá la delimitación del eventual foco y las medidas de contención para evitar la propagación de la enfermedad.

 

Asimismo, se estima la participación de 120 personas de diferentes áreas; profesionales del sector público, privado, nacionales y extranjeros involucrados con el tema, así como también, la presencia de observadores internacionales, los cuales al final del simulacro evaluarán la actividad.

 

La influenza aviar (IA) es una de las enfermedades aviares consideradas de mayor gravedad y difusión junto con la enfermedad de Newcastle. La IA es una infección con alta mortalidad y morbilidad en la especie aviar, además, es una zoonosis que potencialmente puede ser transmitida al ser humano.

 

[Fuente: Senacsa]