La ganadería paraguaya cuenta con un gran potencial de desarrollo, pero el mayor desafío del sector es la habilitación de nuevos mercados, expresó el Ing. Carlos Pedretti durante la charla “Desafíos y Oportunidades del Mercado de la Carne”, organizada por la Asociación de Criadores de Brangus del Paraguay (ACBP), dentro del marco de la Expo Internacional 2019 (6 al 21 de julio).

 

“El país debe demostrar al mundo su calidad institucional, además de introducir la trazabilidad integral”, afirmó el ganadero.

 

El Ing. Carlos Pedretti ofreció una charla durante la Expo 2019 / Gentileza.

Pedretti explicó que Paraguay goza de muchas ventajas para la producción de ganado. En tal sentido, mencionó, primeramente, su ubicación geográfica que es la más apta por poseer tierras muy fértiles y de buen potencial y en segundo lugar, la relación público-privada, que calificó como la más exitosa del país, entre la Asociación Rural del Paraguay (ARP) y el Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa), que de forma conjunta y positiva ejecutan los programas nacionales de vacunación.

 

Agregó, asimismo, que el país tiene aún grandes desafíos como la introducción de la trazabilidad integral de todos sus rodeos, de forma rápida y bien planificada, además de contar con la habilitación de más mercados, ya que esta herramienta, y no tanto la calidad, es la que hace que una nación comercialice con mejores precios los cortes de carne. “La habilitación de mercados es la clave y un país vale más desde el punto de vista de comercialización de carne de acuerdo a las habilitaciones que tenga”, enfatizó Pedretti.

 

En materia de oportunidades, acotó que se encuentran los mercados a los cuales aún no está ingresando Paraguay. En este sentido, manifestó que existen aspectos a cumplir para este propósito. Por un lado, mejorar la percepción de los mercados donde ya se encuentra, por ejemplo, Chile e Israel, destinos donde la carne paraguaya se cotiza por debajo de la uruguaya y la argentina que son las competencias directas, y lo más importante, lograr acceder a nuevos como Corea, Japón, China y Estados Unidos.

 

Los controles para resguardar la calidad y reputación de la carne paraguaya inician con el control sanitario y la inocuidad, acotó. “Hay que diferenciar entre uno y otro, ya que la sanidad tiene que ver con la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), es decir, cumplir con las regulaciones que dictamina esta organización, certificando que estamos libre de circulación viral del virus de la fiebre aftosa. Mientras que la inocuidad tiene que ver con los frigoríficos, donde el documento sanitario que firma el médico veterinario da el visto bueno para el embarque del contenedor de carne y asegura que ese producto tiene la inocuidad necesaria”, aclaró.

 

Respecto al nuevo acuerdo con la Unión Europea y la Cuota Hilton, dijo que Paraguay es uno de los países que más ventajas sacaría porque es el que menos exportación e intercambio tiene con Europa. “De tener solo 1000 toneladas de corte Hilton aprobada con un gravamen del 20 % más una tasa, va a pasar a tener solo 7,5 %, lo que representa una ventaja incalculable para Paraguay”, concluyó.